Médico registra un caso único de rara enfermedad en el país

Narra a Listín Diario cómo hizo el raro diagnóstico en un paciente de 46 años que tenía ocho años padeciendo quebrantos de salud.

Doctor Rubén Blanco, neurólogo dominicano.

Un caso único descrito por primera vez en la literatura médica sobre una rara en­fermedad neurológica de tipo autoinmune, diagnos­ticado en un paciente domi­nicano de 46 años, fue pu­blicado en una reconocida revista internacional por un médico dominicano en co­laboración con un grupo de médicos de la clínica Mayo de Estados Unidos y espe­cialistas nacionales.

La publicación en la re­vista médica Elservier, tie­ne el título de: Síndrome del nervio interóseo ante­rior revelador de un múscu­lo de Gantzer y una miaste­nia gravis simultánea, que se trata de la ocurrencia de varios trastornos neurológi­cos en un mismo paciente.

Los detalles fueron ofre­cidos a Listín Diario por el doctor Rubén Blanco, neu­rólogo dominicano, res­ponsable del diagnóstico y quien explicó que el pa­ciente tenía alrededor de 8 años presentando las dife­rentes manifestaciones sin tener ningún diagnóstico definitivo.

Entre los síntomas que provoca el síndrome en el paciente están una mias­tenia gravis, una lesión del nervio mediano en su ra­ma motora (nervio interó­seo anterior) en el antebra­zo, más el descubrimiento de un músculo accesorio o músculo de Gantzer, una ra­ra variante anatómica que puede ser vista en los seres humanos.

El doctor Blanco es médico internista, neu­rólogo, neurofisiólo­go además especialista en enfermedades neuro­musculares y trastornos del sueño, profesor e in­vestigador. Egresado de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maes­tra (PUCMM), de univer­sidad autónoma de Santo Domingo (UASD), de las universidades Francesas Claude Bernard Lyon I y Lille II respectivamente y es actualmente el director médico del centro de neu­rología y neurofisiología de Santiago (NEUROFIC).

Destacó que ese caso re­presenta un hito para la medicina dominicana y muestra la importancia de realizar una correcta eva­luación neurológica y a su vez el nivel de competencia profesional con que cuen­ta el país para ofrecer ser­vicios médicos con los más altos estándares de calidad.

Autoinmune
Explica que la miastenia gravis es una rara enferme­dad de tipo autoinmune, que afecta la unión neuro­muscular, en la cual el pa­ciente produce anticuerpos que alteran la trasmisión normal de los impulsos en­tre los nervios y músculos, generando una contracción muscular inefectiva mani­festada por debilidad.

Los síntomas caracte­rísticos de la misma, agre­ga, son ptosis o caída del párpado, diplopía o visión doble, debilidad muscular fluctuante, dificultad para tragar, y fallo respiratorio en los casos más graves.

Presentación atípica
El doctor Blanco explicó que el diagnóstico fue realizado a tra­vés de tres pruebas, entre ellas una Electroneuromiografía de miembros superiores; una imagen por resonancia mag­nética del antebrazo afectado para evidenciar la presencia de un músculo accesorio o de Gantzer y un test de anticuer­pos contra el receptor de acetil­colina, que confirma la presen­cia de una miastenia gravis.

Dijo que lo que le llevó a pensar en el diagnóstico fue los diferentes trastornos que presentaba el paciente y la presentación clínica atí­pica del caso

 CUERPO HUMANO
Función del nervio

El doctor explica que el ner­vio mediano es el encarga­do de realizar la flexión de la mano, a través de su rama motora distal (el nervio inte­róseo anterior), y además su­ple la sensibilidad de los de­dos pulgar, índice, mayor y la cara medial del dedo anular.

En raras ocasiones, agre­ga, éste nervio puede ver­se comprimido por la pre­sencia de un músculo acce­sorio o variante anatómica denominado músculo de Gantzer, como se describe en el caso actual.

La presentación clíni­ca del caso fue domina­da por visión doble, caída del parpado y dificultad para cerrar la mano.